Home Consumo Tu auto Plan chino o japonés para tu auto nuevo

Si estás buscando cambiar el auto y tu consigna es gastar lo menos posible en un auto que realmente te dé buenos resultados, te acercamos dos propuestas que salen de las marcas más tradicionales que muy probablemente estés mirando.

1) El auto chino

La marca Chery empezó hace poco a vender en el país su modelo Fulwin, un típico auto chico tirando a mediano, ideal para familia tipo. Claro que aun sin marido ni hijos puede ser una buena opción.
Incluso para las más jóvenes que están pensando en comprarse su primer auto es una alternativa accesible ya que el gran atractivo de este auto (como casi todos los de esta marca) es el precio: menos de 90.000 pesos.
También su consumo de combustibles bastante bajo (5 litros cada 100 kilómetros), lo que quiere decir que gastamos menos en nafta y que tenemos que perder menos tiempo en las colas de la estación de servicio.
El diseño exterior está en línea con los autos de moda y el interior también es correcto. El equipamiento en tanto, es otro gran dato a favor, particularmente si lo relacionamos con el precio: tiene el sistema de frenos más moderno (ABS+EBD, se llama), airbags, cierre centralizado y, obviamente, aire acondicionado y mp3.
El detalle: viene sólo en dos versiones, con y sin baúl, lo cual hace que nos sea muy fácil elegir sin marearnos. Ahí sí, nada de chinos.

2) El japonés

Seguramente conocés la marca Toyota, aunque es poco probable que te haya llamado la atención, ya que hasta ahora estaba asociada a la camioneta para el campo o al auto bien señorón que le gusta a tu papá.

Sin embargo, eso puede cambiar ya que si estás buscando auto para vos, la empresa acaba de presentar el Etios, un nuevo modelo que puede resultarte ideal si sos de las que no les interesa gastar una fortuna en un medio transporte propio.

Es que, además de ser estéticamente canchero y cumplir con todos los requisitos mínimos de comodidades, tiene un precio de lanzamiento tentador, por debajo de los 100.000 pesos. Lógico que por ese precio no vale pretender un interior lujoso ni mucho menos.

Viene en varias versiones, en función de lo cual varía ese valor pero incluso el más básico tiene el equipamiento necesario. En ese caso, estamos hablando del modelo 5 puertas (acordáte que el baúl se considera una puerta y el lugar para las valijas es un poco acotado), o hatchback.

También viene en formato tradicional de 4 puertas, es decir el cuadradito que sí tiene baúl con espacio para todos los petates, aunque pierde algo de onda. Es que onda y funcionalidad parecen ser dos cualidades que se llevan bien en materia de diseño de autos.

Dejar un comentario

13 − Ocho =